Decididamente, soy roja

Decididamente…¡soy roja!

¿Quién sueña ya con una gran casa, con un gran coche, con una gran nevera,con unas grandes vacaciones… y hasta con un perro grande?…Eran sueños a lo grande,no cabe duda.
¿Pero quién nos guió hacia aquellos mastodonticos sueños? ¿Quién nos dirigió en la fabricación de nuestra quimera? En nuestro delirio, nos hicieron creer que eramos como ellos, nos creimos el american life made in Spain…y asi, nos han vuelto acriticos,conformistas,sumisas,superficiales,domesticadas,cobardes,miedosos,
consentidores,crédulos,callados…confiadas con el buitre y desconfiadas con la paloma.
La clase política cacareaba que era una falacia que en pleno siglo XXI existieran clases sociales;se volvió un término nada “coul”…¡asi de simplistas hemos llegado a ser !Quedaron pues, abolidos los estamentos sociales y todos nos convertimos en una gran clase social única: la media-alta.¡Qué grande sonaba!Nos hicieron creer que eramos como ellos y al final, nos creímos igual que ellos…igual de poderosos, igual de iguales…¡era todo tan democrático!

Y hete aquí que los castillos de arena que nos habían vendido nuestros iguales: los banqueros,especuladores
,financieros,gobiernillos,transnacionales..y demás morralla, se desplomaron.

Y hete aquí entoncés que por arte de birlibirloque donde no existían divisiones sociales,donde la sacrosanta clase media-alta abarcaba a todo pichichi,se fue metamorfoseando en no dos sino más clases: desde la clase alta, pasando por la rancia nobleza o la clase media-baja, hasta la total pobreza.

Y hete aquí que aquellos que decían que no existían tal facciones sociales, siguen ostentando la parte alta de la escala ( si también la de austrolopitecus,pero esto daría para otro tema).

Por tanto,¿Quién fue realmente el vanidoso, el prepotente,el avaricioso,el embustero,el mentiroso: la gente de la calle o sea, las ciudadanas/el pueblo o unos cuantos buitres sin escrúpulos ni alma, ávaros,usureros y sacacuartos,ladrones de lo privado… y de lo público..¡Ya, pérdida la vergüenza!
La gente de la calle lo sabemos…por eso, la gente de la calle lo denunciamos,lo gritamos,lo coreamos y hasta lo susurramos;pero parece que los que no quieren enterarse son los mismos que la liaron…¿ O será el sacarmo que da el saberse impúne?

Y después de las distintas fases de cabreo, ahora pienso seriamente qué se puede hacer ante tanta agresión e ignominia.Y ya lo he decido: ¡roja! ¡me voy a volver roja! Como nuestras abuelas y abuelos; roja como la sangre que tiñeron los campos y cunetas. (2012ko abenduan idatzita- kritik-ona blog-ean)

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Aldatu )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Aldatu )

Connecting to %s